Entorno Umbrella

CAPITULO 1: ME SIENTO SOLO

Por 11 noviembre, 2015 febrero 14th, 2019 No Comments
Me siento solo, tengo un vacío….

Esta es la sensación tan habitual que tenemos tanto cuando de repente un día nos damos cuenta de que ya no queremos estar solos yendo de singles por la vida, como cuando hemos perdido un trabajo y no sabemos por dónde tirar o incluso cuando queremos hacer algo con nuestra vida y montar un negocio por voluntad propia (que también los hay).

El proceso es complicado, vamos a dar un giro a nuestra vida y es una gran responsabilidad.

¿Cómo nos preparamos para entrar en el mercado del amor (y los negocios)?

1º ¿Estoy preparado para compartir mí tiempo? Ya no va a ser sólo mío, tendré que distribuirlo con mi “nuevo amor” y hay amantes muy exigentes.

2º ¿Soy lo bastante fuerte para aguantar?: Vamos a ser realistas, nos vamos a meter en un follón importante, porque todo el mundo sabe que nada es miel sobre hojuelas y habrá que aguantar carros y carretas para hacer feliz a “nuestro amor”, hacer cosas que no nos gustan y encima poner buena cara porque al fin y al cabo así lo hemos querido.

3º ¿Mi capacidad económica es suficiente?: El “amor” cuesta pasta, te pongas como te pongas, por voluntad o por obligación. Además te lo va a exigir:
(¿Es que ya no me quieres? Al principio “invertiste” mucho en mí y ya nada, sniff. )
Y aquí habrá dos opciones, o te deja pelado (deudas que a saber cómo vas a pagar) o termina dejándote (cerrando).

4º ¿Le voy a gustar a alguien?: Ojo con esto, que es cierto que siempre hay un roto para un descosido pero…. Meterse en cualquier sitio no es la mejor opción. Si no vas a encontrar al “amor” perfecto para ti, dedícate a otra cosa que luego todo son problemas. Un negocio que no está hecho para nosotros y nosotros para él acaba en ruina asegurada. Buscar el complemento, nuestra media naranja que se acople a la perfección con lo que queremos y estamos dispuestos a dar y recibir, esa es la cuestión.

5º ¿Dónde lo busco?: En cualquier sitio con un poco de rigor. No está mal utilizar ciertos medios informáticos como tanteo, pero a la hora de la verdad como no estés en el sitio adecuado en el momento adecuado…. Igual tienes que asesorarte con expertos (Julio Iglesias no vale porque va por otros derroteros que además nunca conseguirás igualar) que te guíen en la búsqueda de tu “amor” a medida.

Pero lo más importante de todo es pensar ¿Cuál es mi motivación?

  • Se me pasa el arroz: Mal vamos, esto sólo va a conseguir que me agarre a un clavo ardiendo como última esperanza para ser feliz. (Emprendedores por obligación). Probablemente me irá mal porque me va a crear una dependencia, ya que aunque vaya mal no voy a poder desprenderme de mi “amor”. (Miedo al cierre).
  • Estoy preparado para dar amor y recibirlo: Bien, pues con esto para empezar es suficiente. Después ya veremos de qué manera y en qué medida.

 
Y con todo esto bien pensado, ya estamos preparados para comenzar en nuestra lucha por dejar de estar solos y comenzar en lo que se prevé que será una montaña rusa, cuando sube todo risas y alegría, cuando baja llantos y desesperación.
El siguiente capítulo, la fase de enamoramiento, será clave para elegir a nuestra media naranja (o limón).

​Alicia Carrillo.

Juan José Villena

Juan José Villena

Nacido en Madrid, España, abogado de profesión, profesor universitario, especialista en estrategias jurídicas de viabilidad empresarial tanto para pequeños como medianos sistemas societarios.